jueves, 23 de diciembre de 2010

La influencia de la tv...

...puede causar graves destrozos en generaciones enteras.

10 comentarios:

  1. AAAAAAAAAAAAAh jajajjajaja. El deseo fustrado (y oculto) de [ama] ....

    ResponderEliminar
  2. Meri, no me digas que tu no querías ser la Mamachicho de melenita o la rubia de Cacao Maravillao. JAJAJAJAJAJAJAJAJJAAJJAAJAA!!! Qué tiempos aquellos los de los primeros años de Tele5. ¡Vaya país!

    ResponderEliminar
  3. Jajajaja... yo te entiendo [Ama] yo también quería ser de esas!! jajajajajajaja!!!!

    ResponderEliminar
  4. pues no.. yo quería ser la cantante de Roxette pero siempre me tocaba hacer de chico.... snif....

    ResponderEliminar
  5. Jajaja! suerte que me perdí los maravillosos años de tele5!

    ResponderEliminar
  6. Dónde está Felipe? Detrás de la piña??

    ResponderEliminar
  7. Jajajajajajaja!! Es quye cuando [Ama] era pequeña, aun no me tenía en su cabeza!! XD

    ResponderEliminar
  8. jajajajajajajajajajaja, era taaaaaaaaaan terrorífico! jajajajajajaja

    ResponderEliminar
  9. jajajajajajajajajajajajaja que risa! :_)

    ResponderEliminar
  10. [Ama], me hubiera gustado verte de pequeña bailando el mamachicho y con la piña en la cabeza. Qué imagen!!

    ResponderEliminar